Dueño de hotel Camino Real acepta culpa y deberá donar víveres a hospital

Foto: Daniel Tzoc

Redacción Emisoras Unidas

El dueño del hotel Camino Real, Carlos Monteros Castillo, y el gerente administrativo Oscar Jiménez Contreras, aceptaron haber defraudado por 21 millones de quetzales a la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT), por lo que la jueza suspendió por dos años la persecución penal. Además existirá una compensación a favor de dos hospitales públicos.

Los dos señalados pagaron más de 40 millones de quetzales, entre lo defraudado, los intereses y la multa.

Según la resolución de la jueza novena penal Silvia Morales, entre las condiciones establecidas, se encuentra la donación en víveres por un monto de 100 mil quetzales por cada uno de los implicados.

Monteros Castillo y Jiménez Contreras deberán visitar los hospitales Roosevelt y San Juan de Dios respectivamente para conocer qué tipo de alimentos se necesitan en dichos centros asistenciales para posteriormente realizar la entrega.

La jueza Morales envió a Monteros Castillo y Jiménez Contreras a tres cursos de escuela tributaria, los cuales son impartidos por la SAT, y presentar los diplomas que se extienden en los cursos de cultura tributaria.

La investigación contra el grupo hotelero, el más grande de Guatemala con 6 hoteles en el país centroamericano y otros tres en Belice, se inició en julio de 2012 tras una serie de auditorías realizadas entre 2007 y 2010, cita ACAN-EFE.

 

 

 

 


Galería

1 de 1




Notas Relacionadas

Ir a archivo



Lo más popular