Nota de EU89.7
Secretario general de la ONU llama a alzarse contra la normalización del odio

Guterres afirmó que “casi 80 años después de la caída del régimen nazi, sus símbolos, formas de pesar y lenguaje” siguen presentes.

El secretario general de la ONU, António Guterres, rindió tributo a las víctimas del Holocausto y llamó a alzarse contra la “normalización del odio”, que afirmó procede de un resurgimiento de la “amenaza neonazi” en todo el mundo y en internet.

En un acto de conmemoración de la “Noche de los cristales rotos” (1938) en Nueva York, al que asistieron supervivientes del Holocausto y diplomáticos, Guterres afirmó que “casi 80 años después de la caída del régimen nazi, sus símbolos, formas de pesar y lenguaje” siguen presentes.

Los neonazis y sus colaboradores, advirtió, “están intentando activamente reinventarse” para parecer más “bondadosos y apacibles” y así ganarse el favor de la gente, pero en realidad lo que son es “menos crudos y más peligrosos”.

Las organizaciones contra el odio están siguiendo a cientos de grupos pro-nazis y, según afirmó Guterres, con “una pequeña búsqueda” la ONU identificó 65 de ellos en 25 países situados “en cada región del mundo”, no solo en Europa y Norteamérica.

“Sus seguidores -y los ‘likes’ que reciben en las redes sociales- se cuentan por decenas de miles”, pero destaca el ecosistema “blanco nacionalista” en internet por ser “extraordinariamente más amplio que cualquier otro grupo extremista”, añadió.

El objetivo de estos grupos es que el público “normal” llegue a ellos y alinearse con otras entidades de extrema derecha para “rebasar más y más los límites de lo que es aceptable en una conversación”, algo que “está funcionando”, lamentó el diplomático luso.

“Los extremistas de línea dura no pueden contener el regocijo ante las nuevas puertas que se están abriendo a sus ideas de odio”, apuntó, y a veces “aseguran falsamente que no tienen problemas con los judíos, que su meta es otro grupo, otra religión, otra minoría”.

Guterres remitió, además, a datos de la Liga Anti Difamación, que asegura que los incidentes antisemitas se dispararon 67 % en el último año en Estados Unidos, y 30 % en Reino Unido.

Así, llamó a “plantarse ante la normalización del odio” y los “oportunistas políticos” y rechazar a los que no entienden que la “diversidad debe ser vista como fuente de riqueza y no una amenaza” a medida que las sociedades reúnen múltiples etnias, religiones y culturas.

En ese sentido, manifestó la importancia de abordar la educación como una “responsabilidad compartida” y aseguró que el programa de divulgación del Holocausto de la ONU seguirá contribuyendo a esa misión, pero los líderes deben dar “un paso adelante”.

“Importa lo que dicen los líderes. Importa qué tipo de ejemplo ponen los funcionarios públicos, desde alcaldes hasta ministros o jefes de estado”, concluyó Guterres, quien pidió “no ser espectadores cuando las vidas y los valores están en juego”.

Con información de la agencia EFE