Emisoras Unidas - Para los papás de un bebe prematuro

Radio en línea

EN VIVO

KissFM Musicales Salud Sin categoría

Para los papás de un bebe prematuro

No soy mucho de hablar sobre mi vida privada, pero hoy es una buena oportunidad para compartirles este testimonio, especialmente a los papás de un Bebe prematuro, que precisamente en este momento estan en esta parte de la vida tan incierta. Hoy cumple 2 años mi hija menor, Sara, quien vino al mundo a las […]

No soy mucho de hablar sobre mi vida privada, pero hoy es una buena oportunidad para compartirles este testimonio, especialmente a los papás de un Bebe prematuro, que precisamente en este momento estan en esta parte de la vida tan incierta.

Hoy cumple 2 años mi hija menor, Sara, quien vino al mundo a las 30 semanas de gestación. Te entiendo, los doctores no dan signo de esperanza y lo único que te queda es esperar, pero no es nada fácil como se lee.

Si ser papá es complicado, imagínate el ser mamá de un bebe prematuro. Ellas, las madres toman más fortaleza, que nosotros los hombres, y cuando nos han enseñado que debería ser al revés, el patrón social cambia. Te vuelves más sensible.

Sara nació entre la Semana 30 y 31. Peso solamente 3 libras, adicional nació con Septicemia y a los 40 días cogió un virus sincitial. Fueron 60 días de cuidados intensivos.

Ser papá de un bebé prematuro es aprender a que los hijos llegan cuando quieren y no cuando uno lo planea. La paternidad llega en el momento menos pensado y empieza tu camino con las lágrimas más amargas que jamás imaginaste que ibas a derramar. Te entiendo, lo duro que se siente esperar en el cuarto cuna y están todos los niños que nacieron justo al mismo tiempo que el tuyo, pero quien falta es tu bebe, porque sigue en el Intensivo luchando por su vida. Aquí entiendes que las primeras 24 horas de su vida pasan a a ser las más importantes de tu vida.

El resto de mis amigos tienen la primera foto de su bebe cuando mamá le esta cargando después de dar a luz. Para nosotros no hubo tiempo de tomar fotos, el doctor no sabía si sobreviviría. La primera vez que ves a tu hijo es a través de una cajita de cristal.

En vez de usar ese conjuntito que habías comprado para ella, está vestida de cables, vías y otras cosas que lo ayudan a vivir. Cuando salió del hospital, tuve que ir a comprar ropa a una venta de muñecas, porque ni la prenda más pequeña le quedaba bien. Era demasiada grande para Sara.

Hoy en día Sara es una niña sana, feliz y amada. Mi bella familia, junto a mi esposa y mi hijo mayor Renato.

Pero ser papá de un bebé prematuro también es aprender….

A que el apretón de una manita de un centímetro tiene tanta fuerza como la de un oso. A que las formas más pequeñas de expresar amor como una caricia en un bracito o en su pecho, en realidad son gigantes. A que hacer cangurito es la forma más hermosa de conectarte piel a piel con tu hijo.

Y por sobre todo, aprendes el verdadero significado del amor a la vida, porque es increíble ver la fuerza con la que estos pequeños se aferran a la vida y luchan cada día por salir adelante. Son pequeños como tu mano pero luchan como leones para salir adelante, aunque no todos salen…

Ser papá de un bebé prematuro es aprender a esperar para disfrutar de lo mejor que nos pudo dar la vida: un hijo…

Quiero dar gracias a Dios por la vida de nuestro Milagro de Amor, y si estas pasando justo por este momento tan incierto, solo puedo decirte que confíes y tengas FE. No cuentas con nada más, que la misma FE.  Gracias a Dios, aprendí a poner mi esperanza en Dios y ¡empecé a creer por las cosas buenas que Él ha planeado para mi vida!

Esto es para que rindas tu esperanza y que esperes que cosas malas sucedan el resto de tu vida. Pero puedes y debes aprender a decir que no a este plan de desesperanza en tu vida y decidir decir sí al plan de esperanza de Dios.

Publicidad