Nota de EU89.7
El videojuego que te recarga los 5 sentidos

Es inevitable estar muy emocionado por el juegazo que recién se ha lanzado títulado “Crash Team Racing: Nitro Fueled” . Las mejoras no sólo son visuales, ya que también se han dado a nivel de jugabilidad y diversión. No fue simplemente revivir una joya que divirtió a muchos durante su infancia, sino mejorarla en todos …

Continuar leyendo “El videojuego que te recarga los 5 sentidos”

Es inevitable estar muy emocionado por el juegazo que recién se ha lanzado títulado “Crash Team Racing: Nitro Fueled” .

Las mejoras no sólo son visuales, ya que también se han dado a nivel de jugabilidad y diversión.

No fue simplemente revivir una joya que divirtió a muchos durante su infancia, sino mejorarla en todos los sentidos posibles.

Este análisis del juego será realmente breve y sólo contestará algunas preguntas básicas, ya que gran parte de la experiencia es simplemente correr y destruir a los demás. Acá tampoco cabe el tema de “cero spoilers”, pues realmente no hay una historia grandísima que contar con el juego, porque está hecho más para explorar en todas sus modalidades.

Jugabilidad. 

Y hablando de la jugabilidad, el detalle más importante que es lo suave del gameplay ahora. La versión clásica de CTR era buenísima, sí, pero se sentía un poco de resistencia en los carros al tener el control en mano.

Juegos.

Las dinámicas de juego propias de los juegos de karts aquí también aparecen: derrapar bien en las curvas es fundamental para no perder velocidad y, de paso, desencadenar un turbo que nos dé un impulso momentáneo.

Circuitos.

Los circuitos también son bastante buenos en ocasiones, con giros de hasta 180 grados y bastantes barrancos que nos pueden hacer perder un tiempo precioso. Y ojo, que si corremos en el modo Historia, hemos de quedar forzosamente en primera posición para ir avanzando, incluso aunque juguemos en dificultad normal…

En resumen.

Crash Team Racing Nitro Fueled es un muy agradecido añadido al siempre simpático subgénero de las carreras locas, que añade mucho contenido respecto al clásico de 1999 (25 personajes frente a los 15 originales, más facilidad para llegar a los jefes en el modo Historia, juego online, visibilidad clásica o más detallada en el turbo, etc), que quizá puede intimidar por su exigente dinámica al principio, pero que está lleno de opciones, colorido y simpatía… Volveréis a quedaros prendados de Crash… Incluso aunque no tengáis ni idea de qué puñetas es un bandicoot.