Ladrón asalta a Eros, perrito que reparte compras en Medellín, Colombia

Radio en línea

EN VIVO

Internacional Sin categoría

Ladrón asalta a perrito que reparte compras a vecinos en Colombia

Un malhechor aprovechó un descuido de la mascota para robarle la canasta mientras se dirigía a la casa de un vecino a dejarle un pedido.

Eros, perrito que reparte compras en Medellín, Colombia
Noticias Caracol

Eros, un labrador color chocolate oriundo de la ciudad de Medellín, se ha convertido en toda una celebridad en Colombia gracias al particular trabajo que realiza.

Este perrito, de ocho años de edad, ayuda a sus vecinos del barrio Robledo Tulipanes, repartiéndoles las compras a domicilio para que no se expongan en medio de la pandemia de coronavirus.

Tras haber sido entrenado por sus dueños, Eros sabe llevar en su hocico la canasta con los mandados, y aunque a veces se distrae con algunos caminos caninos que se encuentra por el camino, él nunca falla en sus encargos, ni tampoco se los come.

Su curiosa historia se dio a conocer gracias a un reportaje publicado por Noticias Caracol a principios de julio, causando sensación en las redes sociales, donde se ha ganado el aplauso de los usuarios por su simpatía y honradez.

Le roban la canasta

El caso de Eros, no obstante, dio un giro negativo en los últimos días, después de que se diera a conocer que fue víctima de la delincuencia que aqueja al pueblo colombiano.

Un ladrón aprovechó un descuido de la mascota para robarle la canasta mientras se dirigía a la casa de un vecino a dejarle un pedido.

Mauricio López, uno de los dueños del perro, relató lo sucedido a Noticias Caracol.

Él (Eros) iba con mi mamá a entregar un pedido; ella, por alguna razón, se devolvió y él detrás. Dejó la canastilla con el mandado, que era un cartón (10 cajetillas) de cigarrillos. El ladrón se llevó la canastilla y dejó los cigarrillos“, dijo.

Eros, perrito que reparte compras en Medellín, Colombia
Noticias Caracol

No obstante, López se mostró aliviado de que Eros haya salido ileso del asalto.

Menos mal (que) no le hicieron nada (…) fue un descuido que aprovecharon para robarle“, indicó.

El hecho generó indignación entre las persona que conocieron la historia de Eros, y López comentó que tuvo que comprarle una nueva canasta a su perro para que pueda seguir entregando los encargos.

Publicidad