Nota de EU89.7

Los hondureños están saliendo de manera colectiva, sin pagar coyotes y dicen que no hay esperanza en su país.

El jueves por la tarde, desconocidos dispararon contra un grupo de migrantes de Honduras que caminaban por la 25 calle y Anillo Periférico de la zona 7 capitalina.

Cuatro resultaron heridos y fueron trasladados por los Bomberos Voluntarios a la sala de urgencias del Hospital General San Juan de Dios.

Las víctimas fueron identificadas como Selvin Alexis Carranza Erazo, de 16 años; José Andrés De la O Padilla, de 24; Rony Saúl Padilla Alserro, de 24, y Edin Javier Maradiaga Cartagena, de 19.

En las últimas horas unos 500 migrantes hondureños han sido atendidos en la Casa del Migrante, según el padre Mauro Verzeletti , y la mayoría son menores de edad.

Úrsula Roldán, directora del Instituto sobre Dinámicas Globales y Territoriales de la Universidad Rafael Landívar (URL) fue invitada por el programa A Primera Hora para platicar sobre ese incidente.

El ataque fue lamentable

Ese acto, según ella, ‘es lamentable’ y asegura que es necesaria una investigación, pues no se maneja información certera. “Iban diez personas enfiladas y fue un motorista, según el testimonio del padre de uno de los heridos”, comentó.

Algunos piensan que los migrantes son desechables; sin embargo, están documentados y vienen en una posición pacífica, dice.

“Descarto que haya sido un acto xenofóbico, que hubiera sido un acto confuso… fue un acto provocado para generar miedo, para evitar que siga viniendo más gente de Honduras. Es mi hipótesis”, agregó.

A su juicio, “apañar eso, con que es un acto xenofóbico… no”. y afirma que el Ministerio Público (MP) tiene una alta responsabilidad para investigar y la Procuraduría General de la Nación (PGN), para asistirlos.

Salen de su país de forma colectiva

Roldán afirma que los hondureños están saliendo de manera colectiva, sin pagar coyotes y dicen que no hay esperanza en su país.

Pero opina que “las caravanas de migrantes no son exitosas en términos de que la gente está parada en México. Están empezando trámite sobre el refugio y EE.UU. se niega a esta medida. Esa semana un juez determinó que EE.UU. debe dar asilos, ya que el gobierno de Donald Trump se estaba negando a eso”.
“No hay alternativas en seguridad ni hay fuentes de trabajo. En Honduras es fuerte la conflictividad agraria. Sin embargo, la cantidad de guatemaltecos es la que ha subido en términos de las detenciones en la frontera con EE.UU”, comenta.

Escuche nuevamente el programa aquí: ▼