Encuentran muerto en su celda al empresario John McAfee

Radio en línea

EN VIVO

Internacional

Encuentran muerto en su celda a John McAfee, tras aprobarse su extradición a EE. UU.

McAfee, creador del célebre antivirus que lleva su apellido, fue detenido en octubre del año pasado en Barcelona, y era acusado de evasión fiscal.

John McAfee, creador del antivirus McAfee
Getty Images

El empresario británico-estadounidense, John McAfee, acusado de evasión fiscal, fue encontrado muerto en su celda en una prisión de Barcelona, horas después de que se aprobara su extradición a Estados Unidos.

En un comunicado, el Departamento de Justicia del Gobierno de Cataluña precisó que “todo apunta a que podría tratarse de una muerte por suicidio”, y agregó que, aunque funcionarios de vigilancia penitenciaria y los servicios médicos intervinieron, no pudieron reanimarlo.

Una comitiva judicial se ha desplazado a la prisión catalana de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires, Barcelona, para investigar las causas de la muerte.

McAfee, creador del célebre antivirus que lleva su apellido, fue detenido en octubre del año pasado en el aeropuerto El Prat, de Barcelona, cuando intentaba viajar hasta Turquía. Desde entonces se encontraba en prisión provisional en el referido centro penitenciario, a la espera de la decisión definitiva sobre su extradición.

John McAfee, creador del antivirus McAfee
Getty Images

Iba a ser extraditado a EE. UU.

Horas antes, la justicia española autorizó la extradición a Estados Unidos de McAfee, por un presunto delito fiscal.

Las autoridades norteamericanas solicitaron la extradición alegando que McAfee, de 75 años, ganó más de 10 millones de dólares entre 2014 y 2018 gracias a la actividad con criptomonedas, servicios de consultoría, conferencias y la venta de derechos para la realización de un documental sobre su vida.

Sin embargo, “no presentó declaraciones de impuestos durante ninguno de esos años y no pagó ninguna de sus obligaciones fiscales”, según recoge el auto de la Audiencia Nacional, un alto tribunal con sede en Madrid.

Para ocultar sus ingresos y activos”, el reclamado “ordenó el pago de una parte de sus ingresos a testaferros y puso propiedades a nombre de estos”, añade el auto, citando la argumentación de la administración fiscal estadounidense, que estima la deuda del empresario en 4.2 millones de dólares antes de multas e intereses.

*Con información de AFP y medios internacionales

Publicidad