Radio en línea

EN VIVO

Deporte

Amarini Villatoro: “Mi prioridad es seguir en el extranjero”

El guatemalteco, Amarini Villatoro, se ha convertido en el centroamericano con más partidos dirigidos en Costa Rica, y cuenta cómo se ha ganado la confianza de la afición. Este martes se enfrentó al líder Alajuelense.

El estratega guatemalteco, Amarini Villatoro, se convirtió el año pasado en el primer técnico nacional en dirigir en la Primera División de Costa Rica y ocho meses después se ha ganado la confianza y el cariño de la afición del Municipal Pérez Zeledón.

Este martes el reto era la visita al líder, la Liga Deportiva Alajuelense, pero al final, el Municipal cayó 3-1.

En principio su objetivo era salvar al equipo del descenso, algo que ha conseguido poco a poco, pero ahora, sueña con entrar entre los cuatro clasificados a la liguilla por el título.

En una charla con el “Súper Deportivo”, de “Emisoras Unidas”, Amarini nos cuenta cómo ha sido la exigencia en Costa Rica y por qué el nivel de competitividad es mejor que el de Guatemala.

¿Cómo está de cara a enfrentar al Alajuelense?

Estamos con la ilusión de buscar una clasificación soñada, tratamos de no ser conformista, de buscar un poco más, respetando al rival, que tiene la mejor línea defensiva de Centroamérica, pero en el futbol todo puede suceder, trataremos de hacer un buen partido.

¿Tienen posibilidades reales de ganar?

Aspiramos a los 3 puntos ante un rival fuerte. A la Liga le hemos jugado buenos partidos, la ultima vez hicimos un gran primer tiempo, en el segundo un par de desconcentraciones inclinaron la balanza a su favor. Tiene jugadores importantes como Bryan Ruiz, Freddy Góndola, Celso Borges, todos de primer nivel en Centroamérica, pero trataremos de hacer un buen partido para llevarnos un buen resultado que nos sirva para mantener la esperanza de estar entre los 4 que clasifican. Tenemos hambre de hacer más.

El formato es exigente en Costa Rica…

Es un formato diferente, para poder clasificar los equipos deben tener un 50% de efectividad, es casi imposible clasificar si no se está arriba de ese porcentaje. Estaban tratando de mejor el formato, hacerlo más competitivo, a los equipos de tradición se les exige mucho porque se hace una gran inversión y se espera que no caigan en una zona de confort.

Nada comparado con el formato de Guatemala…

No estoy de acuerdo que en Guatemala clasifiquen 8 (a la liguilla) porque eso fomenta la zona de confort, no lo veo correcto desde ningún punto de visto. Seis clasificados era, hasta cierto punto, más atractivo, pero 8… no hay exigencia.

Foto: Pérez Zeledón

¿Se quedará más tiempo en Costa Rica?

El presidente (del equipo) me habló sobre el hecho de renovar por un año más, pero lo estoy tomando con calma, le dije que quiero esperar a que termine el torneo para analizar las cosas. Estoy cómodo acá, me han tratado muy bien, la afición y la prensa, y eso me hace sentir cómodo y en confianza, nos hemos ganado ese respeto con los resultados. Al principio muchos esperaban que no durara y ya son 8 meses, dos torneos. Salir al extranjero era el objetivo principal no quería desaprovechar la oportunidad de seguir en el extranjero, esa es mi prioridad.

¿Se le exige mucho en ese país?

Sí, es muy exigente. Soy el centroamericano con más partidos dirigidos en el futbol tico en la Primera División, y eso es muy difícil porque ellos son muy nacionalistas, la mayoría de técnicos son nacionales y a los que somos de afuera nos exigen bastante. No le abren las fronteras a cualquiera, estoy agradecido de que en base a los resultados poco a poco hemos ganado credibilidad para continuar acá.

¿Aquí hay que exigirle más a los técnicos?

Sí, pero también hay que darles mejores armas, aquí exigen pero nos dan buenas canchas para entrenar, buen cuerpo médico para que los jugadores tengan buena rehabilitación, nos dan jugadores con formación en menores, que conocen los conceptos táticos que uno quiere, nos dan material más maduro. Además, los árbitros dejan jugar y tienen hasta un tiempo determinado de efectividad que debe tener un encuentro y acostumbran al jugador a jugar y no perder tiempo y esa exigencia se eleva. Todo va de la mano en el nivel de exigencia.

Publicidad