Nota de EU89.7

De acuerdo con la PNC, durante este operativo, que es el “más grande” en la historia del país, han sido incautadas 138 armas de fuego.

La supuesta líder de una empresa de seguridad privada ilegal que también se dedicaba al tráfico de armas fue capturada este miércoles junto con otras siete personas, durante un  operativo en Guatemala.

La Fiscalía contra el Crimen Organizado del Ministerio Público (MP) informó de que, con el apoyo de la Policía Nacional Civil (PNC), se ejecutaron 387 allanamientos judiciales en diferentes partes del país para desmantelar la red.

Lea más ► Autoridades del MP y la PNC ejecutan más de 400 allanamientos

Investigación

Según las investigaciones, María Teresa Soto González, supuesta líder de la organización, utilizó documentos falsos en el Departamento de Armas y Municiones (Dicam) y en la Dirección General de Servicios de Seguridad Privada (Dgssp) para hacer trámites a nombre de la empresa Seguridad 24, cuyo propietario, Edgar Saul Hernández Reyes, murió de forma violenta en octubre de 2009.

Soto habría utilizado los documentos de esa compañía para hacer trámites a favor de la empresa Continental Security, la cual no tenía licencia para operar, según el MP.

Los fiscales explicaron que Soto registró ante el Departamento de Armas y Municiones al menos 900 armas de fuego y utilizó documentos falsos para conseguir contratos y beneficios lucrativos.

La estructura está integrada por once personas de las cuales han sido detenidas ocho, pero faltan por ejecutarse 100 allanamientos judiciales. La identidad de los otros siete detenidos no ha sido revelada.

Le puede interesar ► Interpol ejecuta operativo contra las armas en Guatemala y otros países

De acuerdo con la PNC, durante este operativo, que es el “más grande” en la historia del país, han sido incautadas 138 armas de fuego, entre pistolas, revólveres y escopetas.

La fiscal del MP, Sandra González, no descartó que la empresa ilegal liderada por Soto también se dedica al “tráfico ilegal de armas de fuego”.

El operativo a gran escala se derivó de una investigación “exhaustiva” realizada por agentes de la institución luego de una denuncia interpuesta por un guardia de la empresa en julio de 2016.

La institución ha instalado en el norte de la capital un “centro de mando” en el que, a través de telecomunicaciones, verifican todos los procedimientos de identificación de los miembros de la empresa de seguridad privada.

Le puede interesar ► Decomisan más de Q100 mil durante operativos contra extrosionistas

En ese centro de mando trabajan unidades de la División de Investigación y Desactivación de Explosivos (DIDAE) y de la Unidad Contra el Tráfico de Armas del MP.

Escuche el reporte de Julio López ▼