Nota de EU89.7
Mons. De Villa: “El reto es ser pastor de la arquidiócesis para guiarla y gobernarla”

Este jueves se conoció que el papa Francisco designó a monseñor Gonzalo De Villa y Vásquez como Arzobispo Metropolitano de la Arquidiócesis de Santiago de Guatemala.

Monseñor Gonzalo de Villa Tras se refirió a su nombramiento como arzobispo metropolitano de la arquidiócesis de Santiago de Guatemala y consideró que se trata de un gran reto.

“Obviamente sé que el reto de ser arzobispo metropolitano es grande, que es una arquidiócesis compleja, que tiene muchas necesidades y máxime en este momento de pandemia que nos ha colocado a todo el país y el mundo en una situación muy difícil”, dijo.

El religioso aseguró que la capital, sin duda, en el centro es donde se toman decisiones, donde hay mayor densidad de población, donde muchos problemas se viven.

“Yo también creo que la misión de ser arzobispo es la de ser pastor de la arquidiócesis, la labor fundamental que tocará cuando llegue, a principios de septiembre”, manifestó.

Además, señaló que se enteró hace ocho días de la designación que hizo el papa Francisco para trasladarlo a la capital, pero fue hasta este jueves que se hizo pública la noticia.

“Por un lado mi corazón está algo roto porque salgo de Sololá, esta diócesis en que he estado 13 años”, dijo en entrevista con Emisoras Unidas.

Consideró que arrancarse de Panajachel y regresar a la capital no deja de ser difícil y también algo que le toca el corazón, pero entiende que en el país, lo que está más golpeado por la emergencia sanitaria es el departamento de Guatemala.

“Entonces hay dolor, congoja, también el deseo de decir, bueno pues voy a llegar a tratar de dar ánimo, ser pastor y tratar de cuidar la misión que el Papa me confía”, expuso.

https://emisorasunidas.com/2020/07/09/monsenor-gonzalo-de-villa-y-vasquez-es-nombrado-arzobispo-de-la-arquidiocesis-de-guatemala-por-el-papa-francisco/

Acerca del panorama que observa para los próximos tres meses por el impacto del Covid-19, dijo que no es fácil poder reabrir las iglesias, pues se debe tener permiso del Gobierno.

Aseguró que se ha hablado de ese y otros temas en la Conferencia Episcopal, y que entiende la excepción de la pandemia, pero tampoco se puede estar indefinidamente en esta situación.

Guiar y gobernar a la arquidiócesis

Monseñor De Villa aseguró que llega ala capital con un corazón que expresa fe en Dios, “porque sin él nada podemos”.

Manifestó que el haber estado 13 años fuera de la arquidiócesis metropolitana significa que ahora hay mucha gente nueva a la que tendrá que conocer.

Y señaló que, aunque al arzobispo se le asignan muchas veces papeles en la vida pública civil, también es verdad que el reto fundamental para el arzobispo es ser pastor de la arquidiócesis para guiarla y gobernarla.

El Santo Padre ha nombrado a S.E. Mons. Gonzalo de Villa y Vásquez, S.I. Arzobispo Metropolitano de la Arquidiócesis de Santiago de Guatemala, transfiriéndolo de la diócesis de Sololá-Chimaltenango.

Gepostet von Arzobispado de Guatemala am Donnerstag, 9. Juli 2020

En su opinión, la labor que deberá desarrollar es incidir de manera que el evangelio sea algo que alegre y rete a las personas y promover un espíritu de diálogo.

Finalmente, monseñor se refirió al tema de la juventud, que a su criterio, ha evolucionado y es diferente a la de hace 10, 20 o 30 años.

“Hay que darles una capacidad de que sean escuchados, se les pregunte, y entender a la juventud, que es muy diversa en el país”, manifestó.

Presidente felicita a Mons. Gonzalo de Villa, nombrado arzobispo metropolitano