Nota de EU89.7
Cuerpo de niño guatemalteco que murió en la frontera sería repatriado dentro de dos semanas

Las investigaciones continúan respecto a las causas de su muerte

Según el departamento de comunicación de la Cancillería dio a conocer que como “fecha tentativa” sería dentro de dos semanas que se podría dar la repatriación del cuerpo del niño guatemalteco Felipe Gómez, de 8 años, quien murió en la frontera con Estados Unidos.

En un informe preliminar se dio a conocer que el menor tenía gripe, aunque no se ha determinado si esa fue la causa por la cual falleció el día de Nochebuena cuando se encontraba bajo custodia de la Patrulla Fronteriza, por lo que aún se investiga el caso, según indicó un médico.

Detenidos

El pequeño y su padre habían sido detenidos el 18 de diciembre cerca de la localidad texana de El Paso (EE.UU.) después de cruzar irregularmente la frontera con México; y fueron trasladados a diferentes centros de la CBP para acabar el 23 de diciembre en la localidad de Alamogordo, en Nuevo México.

Fue en Alamogordo donde, al día siguiente, un agente fronterizo observó que el niño estaba tosiendo y tenía los “ojos brillantes”, por lo que fue trasladado al hospital Gerald Champion Regional.

Una vez allí, los doctores determinaron que el pequeño sufría un resfriado común; pero, luego, comprobaron que tenía una fiebre de 39,5 grados y decidieron dejarlo otros 90 minutos en observación para, después, darle el alta con una receta médica para que tomara ibuprofeno y amoxicilina.

Resultados de necropsia de niña

Por aparte, la cancillería guatemalteca dio a conocer que por lo menos en un mes estarían los resultados de la necropsia de Jackelyn Caal, la niña guatemalteca que también falleció en la frontera.

Con información de Lester Ramírez