Emisoras Unidas - Montenegro: “La SAAS también gastó en electrodomésticos y camarones”

Radio en línea

EN VIVO

Noticia Nacional Programa

Montenegro: “La SAAS también gastó en electrodomésticos y camarones”

Si el presidente gozó de estos beneficios, debe reintegrar esos gastos. Las SAAS debe ayudarle con la logística, pero él debe dar el dinero.

La Contraloría General de la Nación señaló ayer que el jefe de la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad de la Presidencia (SAAS), Orlando Ramírez, deberá reintegrar cerca de Q200 mil que esa entidad invirtió en gastos personales para el presidente Jimmy Morales.

Sin embargo, hay quienes aseguran que ese dinero debe ser devuelto por el mandatario, como insiste la diputada de Encuentro por Guatemala, Nineth Montenegro, quien fue invitada por el programa A Primera Hora para conversar sobre el particular.

Un día antes, la parlamentaria se reunió con Ramírez en el Congreso, para conocer pormenores de esos gastos y de otros que no fueron aclarados en esa oportunidad.

De acuerdo con Montenegro, “también hay otros gastos no reportados como faltas de tránsito, gastos en electrodomésticos de Q10 mil, de Q12 mil… de Q15 mil, y hasta un gasto del presupuesto de la SAAS por Q500 mil, en camarones”.

¿Qué fue lo que más le llamó la atención durante la reunión con el jefe de la SAAS ayer en el Congreso?

Hay que entender que todos los presidentes han gozado de privilegios: la casa presidencial, cocinera, jardinero, alimentos, vehículos, pilotos… Todos los presidentes y vicepresidentes. Hasta ahí está todo normal. Las actividades protocolarias: desayunos, almuerzos, convivios. Todo lo absorbe el Estado.

Llama la atención de que el presupuesto de la SAAS era de Q153 millones y se le aumento a Q161 millones, de los cuales Q119 millones se va en salarios y gastos administrativos.

Lo que no suena lógico en este caso, es que se compre pantalones de lona, shampoos, vitaminas, lentes, y esas cosas que ya son gastos superfluos y que que deberían ser absorbidos como gastos personales del Presidente.

Además, son gastos de SAAS que salen de un rubro denominado ‘gastos imprevistos’, que puede ser cualquier cosa. Eso se puede volver una caja de pandora.

Tienen además una caja chica de Q100 mil…

La caja chica es para alimentos. En el caso de los imprevistos, de ahí se ha gastado en tenis y pantalones.

  • Lo que no le dijimos al subcontralor César Elías es que muchos gastos no se reportaron… como los lentes, que fue un gasto de noviembre 2016. También los pantalones. En la auditoría no está. También hay otros detalles como faltas de tránsito, gastos en electrodomésticos de Q10 mil, de Q12 mil… de Q15 mil.

La Contraloría debe enfocarse en revisar la calidad del gasto de los fondos públicos, no solo cómo se gasta.

El Secretario de la SAAS dijo que no iban revelar para quién fueron las joyas que se compraron…

El ambiente fue tenso porque el director del a SAAS insiste en que no puede mandar al Presidente con zapatos de futbol cuando va a jugar Tenis… o con ropa formal cuando tiene que ir en informalidad, y por eso tiene que hacer esas compras.

El director de la SAAS siempre justificó los gastos como una necesidad de atender al Presidente.

¿Y las joyas? Dijo que no dará información sobre eso.

De conformidad con la Ley de Acceso a la Información Pública, es su obligación dar la información que se le requiera. En actos de protocolarios se regalan licores y joyas, pero esto es otra cosa.

Según el Contralor, esta es la primera vez que ocurre esto…

Si el presidente gozó de estos beneficios, debe reintegrar esos gastos. Las SAAS debe ayudarle con la logística, pero él debe dar el dinero.

  • No podemos dejar por un lado que la SAAS se gastó el 99.78 % de su presupuesto. Solo en alimentos fueron Q11 millones; de estos, Q500 mil en camarones. Compra de un perro, 281 celulares. Una sola unidad, no todo el ejecutivo.

¿Cómo ha cambiado el gasto ahora?

Ha mejorado, pero siguen habiendo vacíos como estos.

Recomendaciones mejorar las auditorias institucionales…

  • Que la Contraloría se fortaleza, que tenga más dientes para fiscalizar
  • Que se cree una comisión ad hoc que fiscalice estas unidades a las que no les prestan atención
  • Una profunda reforma a la Ley de la SAAS para evitar estos excesos.

El tema de alimentos se ha vuelto como algo normal, como la casa presidencial o los carros. Pero comprar shampoos o contratar masajes no tiene lógica. En un país tan pobre, el Presidente que tiene un salario suficientemente abundante, no necesitaría hacer uso de eso.

Habrá consecuencias, ¿qué debe hacer la Contraloría?

La Contraloría es la que tiene que velar por el uso adecuado de los recursos públicos en relación a cuánto y cómo se gastan los recursos públicos. Tiene que haber una fiscalización ex ante para alertar alguna posible anomalía.

  • El artículo 19 de la Ley Orgánica de la Contraloría dice: “La Subcontraloría de Calidad de Gasto Público tiene como función específica analizar y evaluar la calidad y el impacto del manejo de los recursos y bienes del Estado y de sus entidades, organismos e instituciones de la ejecución física y financiera del presupuesto asignado con relación a los planes operativos anuales”. No es ex post, sino que debe estar fiscalizando previamente y alertando.

Escuche nuevamente el programa aquí: ▼

Publicidad