Nota de EU89.7

¿Cuáles son los escenarios del proceso electoral del 2019? Entérese aquí

Los partidos tendrán que hacer esfuerzo por atraer el voto juvenil, el voto que pide más programas que cancioncitas.

El programa A Primera Hora invitó a Claudia Villagrán y a Juan Callejas, analistas políticos, y a Pedro Cruz, integrante de la agrupación Primero Guatemala, para platicar acerca del panorama prelectoral.

Los tres coinciden en que, hasta el momento, no hay caras nuevas en el ambiente político, que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) tiene un desafío fuerte en el proceso eleccionario del 2019 y que ojalá la ciudadanía analice su voto para obtener buenos resultados.

Claudia Villagrán

Es una alternancia sin alternativa. Lo que comenzamos a ver con los binomios que se están presentando es más de lo mismo. Personas que quieren ser candidatos que ya han sido candidatos anteriormente, o candidatos que se presentan como caras nuevas, pero en realidad ya los hemos visto con participación institucional en otras ocasiones. No vemos nada novedoso.

Quizá la expectativa está en los candidatos a diputados. Cuántos diputados se van a quedar sin participar por el tema del transfuguismo.

Por aparte, todos quisiéramos ver una ciudadanía más consciente de a quién quiere elegir y a quién no.

Déficit en la capacidad de auditoria electoral

Hay una segunda ola de reformas electorales que no se pudieron introducir ahora. Hay temas que tienen que ver con la capacidad de las instituciones para auditar la proveniencia de los recursos.

Seguimos teniendo un déficit de la capacidad de auditoría. El TSE está haciendo esfuerzos, pero aún así son miles de puestos y miles candidatos los que salen a la palestra.

Este es un proceso en el que hemos arrancado con las primeras modificaciones a la ley. Esperaría que la ciudadanía no desespere y sigamos avanzando con las reformas. Adicionalmente, necesitamos un Congreso con una actitud distinta hacia la ciudadanía.

Diferencia entre las elecciones de 2015 y las del 2019

Las elecciones del 2015 fueron basadas en expectativas de cambio. La gente venía de un proceso de mucha actividad ciudadana. El año 2019 lo que nos ofrece es una ciudadanía un poco frustrada, desagradada con el comportamiento de los partidos. De ahí que los partidos solo cambien de nombre. Estamos viendo las mismas caras con partidos diferentes. Es como cambiar para no cambiar.

Los partidos tendrán que hacer esfuerzo por atraer el voto juvenil, el voto que cuestiona, el que pide más programas que cancioncitas. Este es un desafío para los partidos, pero mayor es para atraer al votante que no cree que lo partidos traigan modificaciones.

Juan Callejas

Me da la impresión que está bastante difícil para los candidatos encontrar fuentes de financiamiento.

Lo que luce ser proselitismo y que se califica así en la ley, que no es clara, no tiene tope, parece que nuestros amigos, que son muy listos, se van a colar y van a conseguir tener más dinero, y se acepta eso como un hecho de la vida.

Mi preocupación mayor es que realmente el sistema sobre el cual estamos intentando montar el proceso electoral, es el mismo. Estamos repitiendo la historia de los años anteriores, no hay cambios sustantivos.

El TSE se ha visto muy mal con el voto en el extranjero. Hace dos años que la ley se reformó y tuvieron que comenzar a trabajar, a analizar si en la práctica el derecho a voto de los migrantes podría ser efectivo.

Pero ahora salen con que solo logran 77 ciudadanos de EE.UU. inscritos o habilitados para ir al voto.

El sistema mismo no permite la gobernabilidad hacia el futuro, por la anarquía que crece y progresa cada día. Muchísimas posibilidades de fracaso.

El voto nulo

El ciudadano va a ir por esa opción. No queda otra. Hay una inteligencia e intuición natural, que cuando ve todo lo que ocurre en el entorno y lo que se va  ir dando en los próximos meses, lo va a orillar a votar por buscar otras rutas.

Nos mete en la problemática explosiva para buscar otras soluciones. Es más, el TSE pidió una partida especial en su presupuesto para ir al siguiente paso, que es lo mismo, igual. Pero llegará un momento en que no habrá otra alternativa que sentarnos a buscar otra solución dentro del ámbito de la democracia para Guatemala.

¿Políticos presionados…?

Creo que hay una piel de danta en los políticos actuales y que el sistema ha premiado eso. Los políticos ignoran las necesidades reales de la población. El sistema educativo ha incrementado su inversión… es cierto. Pero, ¿ha cambiado la educación en Guatemala? Pasa lo mismo en la salud.

Los políticos no ponen atención a eso. No les interesa. El cortoplacismo los domina.

Pedro Cruz

Me preocupa un TSE que ha buscado hacer las cosas bien, que ha tratado de irse fortaleciendo, pero que ahora se enfrenta a un proceso electoral en donde en este momento hay varios amparos que buscan aclarar algunos temas que se aprobaron en las reformas electorales promovidos por el diputado Mario Taracena, que al tener instrucciones en colombiano, en ingles o en otro idioma, logró que muchos diputados aprobaran las reformas, y no leyeron ni analizaron las consecuencias que tendrían en un proceso electoral.

Vemos cómo ya se están presentando candidatos, unos que tienen cuidado con las reglas, otros que las esquivan, otros que esperan qué pasará para no cometer errores. Lo bueno es que las reglas se aclaren para que el proceso sea el adecuado y cuando haya la convocatoria en enero, se aclare el panorama.

En desacuerdo

Yo estoy en desacuerdo en que los políticos no conocen las necesidades de la ciudadanía. No es cierto. En primer lugar, el concepto de la realidad política  del país inicia en lo local.

La gente en los municipios primero elige a los alcaldes y después a sus diputados; en tercer lugar piensa en quién será el Presidente de la República.

En estos momentos hay que dar vuelta a la página. Mucha gente pide empleo, desarrollo rural, acceso a la salud, mejoras a la calidad educativa, muchos temas que se han olvidado en el debate nacional. Los candidatos están llamados a ponerlos en la palestra.

Estamos en la lucha contra la corrupción y la impunidad, pero esos temas se han quedado por un lado.

Habrá participación

Creo que el voto nulo será bajo y que la participación en las elecciones será alto. Hubo un 70 por ciento de participación en el evento anterior, y los guatemaltecos lo podríamos superar.

Podría cambiar si los 2 millones de ciudadanos no empadronados fueran empadronarse para que la participación sea más fuerte.

Escuche nuevamente el programa aquí: ▼