Nota de EU89.7
Volcán de Fuego: El reto es que la percepción del riesgo sea diferente

Muchos alcaldes tocan la puerta de la institución para solicitar algunos estudios.

Más de 4 mil evacuados desde el pasado domingo de las faldas del volcán de Fuego comenzarán hoy a retornar a sus comunidades. La quinta erupción del volcán de Fuego dejó más de 76 mil afectados, a 2 mil 374 personas atendidas y unas 2 mil 330 albergadas.

 

Además, debido a que la actividad del coloso ya no representa ningún peligro, las autoridades anunciaron la apertura de la Ruta Nacional 14 que une a los departamentos de Chimaltenango con Sacatepéquez.

En su tercera erupción del año, la más fuerte de su historia, el coloso provocó la muerte de más de 190 personas y dejó 1.7 millones de afectados el pasado 3 de junio.

Para platicar acerca de cuál es el panorama de las familias que viven en los alrededores del coloso, el programa A Primera Hora invitó a Walter René Monroy Valenzuela, subsecretario de Gestión Integral de Riesgo de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred).

¿Qué se vivió el domingo por la noche durante la evacuación en el volcán?

El tema social que enfrenta una población cuando tiene que ser evacuada es muy difícil. Decidir qué me llevo y qué no… qué es lo más importante. Eso se comprende, pero tenemos que desprendernos de eso porque la misión es alertar a la población y salvaguardar la vida de los guatemaltecos.

La decisión de en qué momento evacuar se hizo conjuntamente con el Insivumeh, pero la complejidad que representa abandonar la vivienda por un día o una semana es complicado para las familias, porque el arraigo que tienen… sus pertenencias…

El poder de las autoridades para cubrir el área para resguardar los bienes, es complicado. Siempre hay aprovechados. Algunos arriesgan la vida con tal de quedarse cuidando sus pertenencias.

¿Cuántas personas viven en los alrededores del volcán de Fuego?

En el complejo volcánico, cuando fue la erupción el 3 de junio hicimos un estudio con información del INE y llegamos a contabilizar en 20 kilómetros en la parte baja, desde el cono volcánico, 90 mil personas asentadas. A cinco kilómetros había una cantidad, a 10, otra.

Este crecimiento urbano viene de muchos años. Vimos una foto de 1930, y la población era casi nula. Pero ahora hay un crecimiento. Es importante la autoridad en cuanto a velar por el territorio y ver que no es conveniente habitarlas.

Después del 3 de junio, la población sigue habitando esas áreas. El reto en el futuro es que la percepción del riesgo sea diferente. Por eso ahora la evacuación fue más fácil.

El futuro de las poblaciones

Es un reto complejo para el país. Las áreas de habitabilidad de la población está en puntos que representan un riesgo. En el caso del volcán, el complejo volcánico y los otros tres que se mencionan, es un reto para la autoridad municipal tratar de movilizar a una población completa. Es casi imposible.

Lo único que le toca a la comunidad de fortalecer la capacidad de comprensión para que a la hora de un impacto de cualquier naturaleza, procedan con un protocolo que es evacuar o autoevacuar para salvar la vida.

En Colombia, Ecuador, México, hay poblaciones que viven en lugares de riesgo, pero ya tiene n protocolos para actuar en cualquier contingencia.

¿Cómo explicar la inactividad de algunos volcanes?

Es complejo dar una explicación en relación con una inactividad por muchos años. Algunos eventos están identificados, como que un sismo, como el de 1976 se repetirá entre 35 y 50 años, pero eso no tiene respaldo que lo pueda determinar. Muchos esperamos un gran terremoto, pero eso es impredecible. Mejor es estar preparado.

El complejo volcánico es difícil de entenderlo. En cualquier momento puede iniciar una actividad que nos puede causar muchos problemas. Es un tema muy complejo. Debemos tener el debido cuidado o la certeza de que la actividad va decrementando y que llega a parámetros normales.

Identificar lugares para reubicar a la población afectada

Nosotros entendemos perfectamente bien el tema de la reubicación. Con el Cambray II nota de mancomunidad de Occidente nos pedían que declaráramos inhabitables algunas regiones del sector pero eso es sumamente complejo. Podríamos delimitar que es una responsabilidad de los alcaldes.

Iniciar un proceso de traslado es sumamente complejo. Lo hemos vivido con la tormenta Stand en 2005, por ejemplo, hubo proyectos que se quedaron abandonados porque la gente no se quiere trasladar.

¿Cómo evitar que algunas municipalidades emitan licencias de construcción en área de riesgo?

La complejidad de estos complejos volcánicos es difícil. Están en jurisdicciones de diferentes departamentos y es una gran responsabilidad de las autoridades y un gran reto para ellos. Que emitan una licencia está amarrada a una unidad de construcción y esas unidades de planificación, deben estar dirigidas por personal técnico, que son los profesionales que van a dirigir a una autoridad política.

En esas unidades descansa todo el proceso de planificación y de crecimiento urbano. Ahí radica uno de los grandes problemas de desarrollo urbano en las municipalidades, que no tienen un control. Ahí tiene que ver el plan de ordenamiento territorial. Algunas lo tienen, otras están en proceso.

¿Cuánto pesa la Conred a la hora de un estudio de prefactibilidad?

Nuestros informes no son vinculantes. Nuestra ley no tiene los colmillos para hacer esa presión. Es un proceso que estamos coordinando para mejorar nuestra ley.

Puede un alcalde acercarse a la Conred para respaldarse en sus proyectos

Muchos alcaldes tocan la puerta de la institución para solicitar algunos estudios. El problema nuestro es el presupuesto. Deberíamos tener fondos para contar con una unidad de investigación que esté constantemente analizando y apoyando en procesos solicitados a la institución.

Escuche nuevamente el programa aquí: ▼