Nota de EU89.7
Descubren en cárcel de Cantel al cabecilla de banda “Los imitadores“

Pertenece a un grupo de cuatro privados de libertad a quienes se les localizaron teléfonos móviles y droga

Cuatro privados de libertad fueron descubiertos en el interior de la Granja Modelo de Rehabilitación Penal “Cantel” con teléfonos móviles, cocaína y marihuana.

Entre ellos se encuentra David Quinteros López, alias “tijerilla”, de 46 años.

A esa persona se le señala de ser cabecilla a nivel nacional de la estructura criminal “Los imitadores”.

Actualmente purga una condena por delitos relacionados al plagio o secuestro, así como a las extorsiones y asesinato de transportistas. Los hechos ocurrieron tanto en el occidente del país, como en Jutiapa de donde es originario.

El operativo

Según la Policía Nacional Civil (PNC), a los reos se les sorprendió en un operativo coordinado con agentes del Sistema Penitenciario.

Los dispositivos móviles, según la PNC, eran utilizados para extorsionar a empresarios y pilotos de transporte extraurbano en el occidente del país y Jutiapa.

La información permitió individualizar a los internos y tras realizar una requisa en las celdas se incautaron ilícitos.

  • Dos teléfonos móviles
  • Tres tarjetas SIM
  • Cinco bolsas con cocaína

La diligencia estuvo a cargo del personal de la División Nacional contra el desarrollo criminal de las Pandillas (Dipanda) y personal de presidios.

Realizan 87 allanamientos en busca de grupos de “imitadores”

Los capturados

Como resultado del operativo se puso a disposición de juez competente a:

  • David Quinteros López, alias “el tijeras o tijerillas”, de 46 años
  • Carlos Fernando Hurtado Quiroz, de 27 años.
  • Tomás Morales Pérez de 31 y Aníbal Méndez de León, de 41 años.

Los tres son presuntos responsables de coordinar constantes amenazas de muerte a transportistas con la finalidad de obtener dinero.

Autoridades ejecutan 30 allanamientos en busca de extorsionistas

¿Como operaban?

Se presume que Quinteros López generaba unas 200 llamadas diarias desde los teléfonos incautados.

Las llamadas se hacían a diversos transportistas y en ellas dirigía diferentes amenazas.

Para el efecto, el detenido se hacía pasar por integrante de la mara Barrio 18, Salvatrucha y Los Zetas.

Con su modalidad operativa, exigía depósitos bancarios por altas sumas de dinero, a cambio de no quitarles la vida.

La investigación ha determinado que alias “tijerilla”, escaló el rango más alto de la estructura criminal de “Los imitadores” luego de la detención de Rigoberto Morales Barrientos, alias “rigorrico”, de la banda de secuestradores agosto negro.