Radio en línea

EN VIVO

Noticia Nacional

“Fundación Tigo se dedica fundamentalmente a dos cosas, educación y salud”, asegura Mario López Estrada

Emisoras Unidas conversó con Mario López Estrada con respecto al papel que han jugado Fundación Tigo y Fundación Mario López Estrada durante la pandemia Covid-19.

Entrevista a Mario López Estrada
Foto: Edwin Bercián

Emisoras Unidas platicó con Mario López Estrada, sobre Fundación Tigo y Fundación Mario López Estrada, entidades que han surgido años después de la fundación de Tigo Guatemala y que, prácticamente, se han convertido en los brazos sociales de la empresa de telecomunicaciones.

López Estrada también comentó sobre los proyectos que ambas fundaciones han desarrollado durante la pandemia Covid-19, pero también sobre los programas, especialmente en salud y educación que se realizan regularmente en dichas organizaciones.

Mario López Estrada, presidente de Tigo Guatemala
Foto: Edwin Bercián

Entrevista

  • 1. ¿Cómo ha sido la proyección de la Fundación Tigo en la pandemia?

Soy presidente de dos fundaciones, la Fundación Tigo y la Fundación Mario López Estrada. La Fundación Tigo se dedica fundamentalmente a dos cosas, educación y salud. En educación, con el motivo de la pandemia, hemos disminuido un poco, la construcción de escuelas lógicamente ha disminuido porque ahora es complicado hacer obras en el interior del país. Pero hemos iniciado el trabajo de educación en línea. En diez años de Fundación Tigo hemos construido 365 escuelas, es decir que le hemos entregado a la niñez guatemalteca 1 escuela cada 10 días durante 10 años. No es una escuelita pequeña, son de seis aulas, laboratorios, canchas deportivas, sanitarios, cocinas y aulas para computación. Son completas, en las áreas más pobres del país. Y la Fundación Mario López Estrada, se dedica a combatir la desnutrición infantil, son dos fundaciones con diferentes propósitos.

  • 2. ¿Con la Fundación Mario López, qué trabajo han llevado a cabo?

Ahorita estamos empezando un proyecto muy hermoso, en Chiantla, Huehuetenango. Es un área donde hay mucha desnutrición. Hicimos un convenio con AID y la embajada de Estados Unidos. A través de la ONG Farmer to Farmer, se asociaron con nosotros. Se trata de lo siguiente: El niño que está desnutrido lo que necesita nutrirse apropiadamente. Estamos creando un centro de cabras, porque la leche de este animal es uno de los alimentos más completos del mundo. Las cabras guatemaltecas producen 1 litro o 1 litro y medio de leche, entonces necesitamos mejorar la raza para que produzcan de cuatro a cinco litros de leche. Estamos trayendo cabros, machos, de Australia, para que mezclados con las cabras locales, produzcan esa cantidad de leche (de cuatro a cinco litros). Entonces, le damos al campesino una cabra preñada y le decimos: “la leche que salga de esa cabra se use con dos propósitos: El primer litro, medio litro o litro y medio que necesita para su familia, para sus niños y su esposa, es para ellos… el resto me lo vende y yo lo recibo en un centro en donde se hacen quesos, y todos los productos que salen de la leche de cabra”. Entonces, cuando cada cabra tenga sus cabritos, entre cuatro o cinco, comienza a crecer el atom de ellos, y cuando la cabrita creció, nos hablan y las inseminamos, para que poco a poco vayan creciendo en el negocio de la leche y en el alimento de sus hijos.

  • 3. Evidentemente la nutrición y la educación van de la mano…

Por supuesto, si un niño no está bien nutrido nunca va a aprender, porque el cerebro se afecta. La desnutrición es el mayor enemigo de la educación.

Mario López Estrada, presidente de Tigo Guatemala
Foto: Edwin Bercián
  • 4. ¿Considera que el empoderamiento digital contribuye en el desarrollo al país?

Por ejemplo, en Tigo hicimos un acuerdo, también con la embajada de Estados Unidos, hicimos un acuerdo y estamos iniciamos la educación digital. ¿En qué consiste? En las áreas más remotas, llegamos a una casita en una aldea y le ponemos una antena, la cual conectamos con todas nuestra red, la cual dará a la casa internet y con ello dará la posibilidad de la educación en línea. Esa alianza tenemos con la embajada y con el Intecap. Entonces, si alguien quiere aprender a ser albañil, aprender a ser electricista o aprender a leer y escribir, en línea se les enseña. Eso va aumentar considerablemente la cantidad de niños y jóvenes que se van a poder educar. Todo lo hacemos como un obsequio a la sociedad.

  • 5. ¿De los proyectos, en especial con la fundación, durante la pandemia cuál ha tenido un mayor alcance?

La educación en línea, lo consideramos el proyecto más novedoso y que nos está llevando a una nueva etapa en el futuro.

  • 6. ¿Qué podemos esperar de estas fundaciones para el segundo semestre del segundo año? ¿Qué proyectos vienen en camino?

Vamos a continuar con nuestro programa de cabras, tenemos que hacer el centro capricola, en dónde se va a recolectar toda la leche que lleven los campesino, se refrigera y se procesa para hacer quesos, cremas y yogures. Se comercializará afuera. Es decir, el campesino entrega, recibe su dinero y se va. Nosotros procesamos y vendemos el producto y lo que se genera servirá para ampliar el programa. Las ganancias se reinvierten y se reinvierten hasta convertirse una programa verdaderamente importante. Con la Fundación Mario López Estrada invertiremos US$2 millones y la embajada de Estados Unidos invierte otros US$2 millones, en total son US$4 millones en cuatro años. Con la Fundación Tigo seguiremos con la construcción de escuelas y ampliando la educación en línea, eso es una bomba.

  • 7. Proyecto capricola se extenderá en otros municipios…

Iniciamos en Chiantla, Huehuetenango, es el semilla. Son ocho aldeas muy pobres y lograremos sacar de la desnutrición a mil niños en cuatro años.

Mario López Estrada, presidente de Tigo Guatemala
Foto: Edwin Bercián

Sobre Fundación Tigo

Por medio de tres ejes de trabajo: Educación, Empoderamiento digital y Proyectos especiales, Fundación Tigo es el brazo social de Tigo Guatemala.

Es una organización comprometida con el mejoramiento del índice de calidad de vida de las comunidades guatemaltecas; creando, desarrollando y ejecutando programas y soluciones digitales que causen un verdadero impacto en el país.

Fundación Tigo nace en 2009, producto de la necesidad de crear un brazo social de Tigo con iniciativas propias para desarrollar programas a largo plazo que causen un impacto positivo y directo en las comunidades del país con mayor necesidad.

Se trata de una entidad sin fines de lucro, con la visión de ser una de las organizaciones sociales de origen privado más importantes de Guatemala, contribuyendo activamente con el desarrollo humano e integral del país, por medio de su infraestructura tecnológica y la creación de programas innovadores, enmarcados en sus tres ejes.

Publicidad