Radio en línea

EN VIVO

Farándula

¡Estafó a sus amigos y familia! El actor Zach Avery es condenado por estafa piramidal

El actor fue condenado a 20 años de prisión por organizar una estafa piramidal por 650 millones de dólares.

Zach Avery fue condenado a 20 años de prisión por organizar una estafa piramidal por 650 millones de dólares. Además deberá pagar 230 millones de dólares en restitución por los daños.

El estafador convenció a colegas, amigos y familiares de entregarle dinero para invertir en negocios con HBO y Netflix que resultaron ser falsos.

Avery, conocido por sus roles en películas de terror de bajo presupuesto, logró convencer a sus inversionistas de que el dinero estaba destinado a acuerdos, que resultaron ser falsos.

El actor de 35 años recibió el cargo en una corte federal en el centro de Los Ángeles luego de declararse culpable en el caso en octubre pasado. El juez también le ordenó pagar $230 millones en restitución.

“Me perdí”, le dijo Avery al juez del Tribunal de Distrito de Estados Unidos, llamándose a sí mismo un “hombre imperfecto y roto”.

-->

Los abogados del actor habían pedido indulgencia durante los argumentos de ida y vuelta que se refirieron a las afirmaciones de que Horwitz sufre de trastorno bipolar y problemas de adicción.

El estafador condenado, tuvo papeles en las películas de miedo The Devil Below (2021) y You’re Not Alone (2020) bajo el nombre de Zach Avery, comenzó su esquema Ponzi “masivo” en 2014, dijeron los fiscales, diciendo falsamente a los clientes que estaba tan bien conectado en la industria del entretenimiento que podría adquirir títulos de películas para su distribución en el extranjero y luego licenciar las propiedades a HBO, Netflix y otros transmisores importantes en acuerdos que ofrecen rendimientos sorprendentes del 25 al 40 por ciento.

En realidad, Avery usó ese dinero para llevar un estilo de vida de lujos en Hollywood, lleno de alquileres de yates y aviones privados, fiestas en Las Vegas, autos de lujo y la compra de una mansión de $5.7 millones con piscina, gimnasio en casa, y sala de proyección privada en las afueras de Beverly Hills.

Según una declaración jurada del FBI, Horwitz gastó más de 6,9 millones de dólares en facturas de tarjetas de crédito American Express, más de 345 mil dólares en aviones y barcos fletados y más de 604.000 dólares en vehículos Merceds-Benz y Audi.

“El acusado ejecutó el esquema Ponzi (piramidal) más grande conocido en la historia de este distrito”, escribieron los fiscales estadounidenses con sede en Los Ángeles en una presentación reciente. “Él gastó una fortuna, viviendo una vida de extravagancia mientras les robaba a sus víctimas, incluidos algunos que alguna vez creyeron que era su amigo, con una factura de 230 millones de dólares que ha dejado a muchos de ellos financieramente arruinados y personalmente devastados”.

También le puede interesar: ►¿Jenni Rivera está viva? Misteriosas imágenes causan polémica

Publicidad