Nota de EU89.7
Belice dice que no servirá como ‘tercer país seguro’ para inmigrantes

Se organizará un encuentro entre el Ministro de Seguridad Nacional, el de Inmigración y el de Desarrollo Humano para analizar el asunto.

San Juan – El Gobierno de Belice advirtió este viernes de que no servirá como “tercer país seguro” o de refugio para los inmigrantes de América Central y el resto del continente que se dirigen hacia Estados Unidos, presión poblacional que ha obligado a volver a examinar las políticas migratorias.

El ministro de Inmigración de Belice, Godwin Husie, dijo que el Ejecutivo de su país estableció recientemente un subcomité especializado a raíz del aumento en el número de inmigrantes, incluidas mujeres y niños, que huyen de la región en cantidades récord y que pasan por ese país centroamericano rumbo a EE.UU.

Husie indicó que se organizará un encuentro entre el Ministro de Seguridad Nacional, el de Inmigración y el de Desarrollo Humano para analizar el asunto.

Preocupados por migrantes rechazados

El funcionario subrayó que Belice está particularmente preocupada por la situación debido a los vuelos que llegan de Estados Unidos con inmigrantes rechazados.

Subrayó que la Administración de Donald Trump presiona a algunos países de la región para que firmen acuerdos de “tercer país seguro”, lo que significa que los inmigrantes busquen asilo en los territorios por los que viajan en su camino a Estados Unidos.

No será refugio de migrantes

EE.UU. “estuvo en contacto con Belice para usar nuestro territorio como uno de los países seguros y nos opusimos firmemente. Ese asunto ya se trató bajo la Administración de Barack Obama. Cuando la Administración de Donald Trump asumió el poder hubo una aproximación similar”, dijo Husie, tras agregar que su país no se convertirá en un territorio refugio.

“De ninguna manera estamos preparados para entrar en esas negociaciones en este momento. La inmigración masiva es la razón por la que creamos el subcomité, para conocer la situación en los puntos fronterizos”, indicó el funcionario.

Husie destacó que se analiza todo este tema con detenimiento, ya que la presión migratoria provoca rechazo en las fronteras a inmigrantes y deportaciones cada vez más frecuentes.

Con información de agencia EFE