Nota de EU89.7
Decomisan carne de cocodrilo y pejelagarto en Quetzaltenango

Durante la cuaresma aumenta el consumo de carne de cocodrilo, pejelagarto y lagarto, en Quetzaltenango,

La División de Protección a la Naturaleza (Diprona) decomisó carne de cocodrilo y pejelagarto en el sector de El Calvario en la zona 1 de Quetzaltenango, informó la Policía Nacional Civil (PNC).

Debido a que durante la cuaresma aumenta el consumo de carne de cocodrilo, pejelagarto y lagarto, en Quetzaltenango, las autoridades realizaron este operativo para combatir el consumo de la carne de animales silvestres.

En el lugar fueron decomisada 15 libras aproximadamente de carne de cocodrilo;  23 piezas de pejelagarto, unas 10 libras.

Ambas especies se encuentran en la lista roja de especies amenazadas de Guatemala, señaló la PNC.

Lea también: Conap hace llamado a no adquirir carne de cocodrilo durante Cuaresma

 

 

En los operativos no se registraron capturas; sin embargo, la Policía aseguró que en los próximos días podrían realizar aprehensiones.

“En un operativo preventivo que se desarrolló en la zona 1 de Quetzaltenango, como un mensaje a toda la ciudadanía guatemalteca para que se abstenga de comercializar este producto”, indica la PNC en un comunicado.

En estos operativos no se registraron capturas

La Policía anunció que desarrollará operativos en zonas costeras, rutas principales y secundarias, con la finalidad de evitar la comercialización de carne silvestre.

Lea también: Las especies de fauna y flora más amenazadas de Guatemala

 

En peligro de extinción

En la celebración del Primer Viernes de Cuaresma, llegan a Quetzaltenango, comerciantes del Altiplano y de la Costa Sur, para ofrecer diferentes productos, entre los que destaca la carne de cocodrilo, pejelagarto e iguanas.

El Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap) a través de la Dirección Regional Altiplano Occidental recordó que dichas especies se encuentran en peligro de extinción.

“Se informa que el transportar, intercambiar o comercializar partes derivadas de especímenes vivos o muertos de vida silvestre de manera ilegal, está penado según la Ley de Áreas Protegidas Decreto No. 4-89”, indica el comunicado.

Dicha norma contempla penas de prisión de 5 a 10 años y multas de Q10 mil a Q20 mil.

De acuerdo con el Conap, no existen estudios de los efectos o causas por el consumo de las carnes provenientes de la vida silvestre, pero se reitera que es ilegal consumirla.

Según el Conap las únicas especies de abasto de productos cárnicos para el consumo humano reguladas en el país, son la bovina porcina y aviar según lo establecen los acuerdos gubernativos No. 384-2010 y No. 411-2002.

Lea también: Captan a enorme cocodrilo en el lago Petén Itzá