Nota de EU89.7
Rifan una vaca y venden playeras para paliar crisis económica de Sanarate

El amor y la desesperación porque su equipo no desaparezca, movieron a los aficionados de la Máquina Celeste para llevar a cabo esta inusual rifa.

Un grupo de seguidores de Sanarate “puso manos a la obra” para ayudar al club que atraviesa una grave crisis económica.

Y es que las fuertes deudas con varios jugadores nacionales y extranjeros, que ascienden a casi 1 millón de quetzales, tienen a la Máquina contra las cuerdas.

Primera División niega haber autorizado entrenamientos a los equipos

Rifan una vaca

Ante esta situación, los aficionados han querido aportar su “granito de arena”.

Así, promueven la rifa de una vaca que fue donada por un aficionado, para recaudar fondos a beneficio del club.

Emisoras Unidas

Así lo dejó ver la fan page “Todo Deportes Sanarate”, que se encargó de difundir la información:

“Las listas serán distribuidas en: Ferretería Carrillo, Carnicería La Miteca, Carnicería Bances, y en Aceitera y Respuestos ‘Konin’”, dice el post compartido en Facebook.

Cada número tendrá un valor de Q15 y el sorteo se llevará a cabo el 18 de julio “en un lugar por definir”.

“Es momento de apoyar nuevamente a nuestro amado Sanarate FC para que pueda ir saldando algunas deudas”, expresa.

Con la publicación se adjuntaron fotos de la vaca que será entregada al ganador.

Además, los aficionados también están vendiendo playeras alusivas a la Máquina Celeste, con el mismo fin.

Los laudos pendientes de Sanarate

Sanarate es el club de la Liga Nacional que más problemas afronta por la crisis generada por el nuevo coronavirus.

Además, porque no cuenta con el apoyo de la Municipalidad de ese municipio y recientemente sufrió la renuncia de su presidente.

Este miércoles se sumaron cinco demandas más, las de César Calderón, Dilan Palencia, Levyn Aguilar, Nixón Flores y Rubén Darío Silva.

Pero antes, demandaron al club: Fabián Castillo, William Zapata, Juan Carlos Silva, Pedro Altán y Walter García.

Todos reclaman parte del pago de su salario del mes de febrero, y el total de marzo, abril, mayo y junio.

Los laudos pendientes de pago de Sanarate estarían cerca de llegar al millón de quetzales.

Cabe recordar que uno de los requisitos para poderse inscribir a la temporada 2020-2021 de la Liga Nacional, es no tener laudos pendientes.

Por ello, si Sanarate no paga sus deudas no podrá inscribirse y quedará desafiliado.