Nota de EU89.7
VIDEO. Messi y Suárez pasan incómodo momento por gritos de aficionados

Las estrellas de la Liga lo pasaron mal cuando fueron abordados por aficionados del Real Madrid y del Barcelona tras estacionar un yate.

El incidente ocurrió cuando Lionel Messi y Luis Suárez se dirigieron a sus camionetas junto con sus hijos tras haber amarrado un yate en el puerto en Blanes.

Los astros del Barcelona disfrutaron de un día libre este domingo, luego de la victoria del Barcelona, el sábado, 1-0 ante el Valladolid, resultado que mantiene en suspenso la Liga.

FOTOS. Messi comparte las imágenes de su nuevo hotel

Lo que pasó con Messi y Suárez

Y para disfrutar del día, ambos jugadores convivieron con sus familias en Blanes, un municipio costero en donde se puede disfrutar de la playa.

Los jugadores llegaron al lugar y tras atar un yate, cada uno se dirigió a su camioneta con sus hijos.

Pero en ese momento, un grupo de aficionados se acercó para saludarlos, habían tanto aficionados del Barcelona como del Real Madrid.

“¡Venga, suerte. A ver si ganamos La Liga!”, le gritó uno de los seguidores, mientras que otro respondió: “¡La Liga la gana el Madrid!”.

“Nos vemos en Gavá. Acuérdate de mí”, le dijo otro hincha a Messi.

Ninguno de los dos jugadores respondieron a los gritos de los seguidores, más bien se mostraron incómodos, lo que no dejó de causar polémica.

Sobretodo, porque a pear de que el uso de mascarilla, es obligatorio en los espacios públicos abiertos y cerrados, ambos parecen haber ignorado esa regla.

Sin embargo, no fueron los únicos que infringieron el decreto, pues varias de las personas que se les acercaron, no tenían ninguna protección.

Además, en la grabación se puede ver cómo Suárez le da la mano al empleado que los llevó hasta ese lugar.

Así va la Liga

El Barcelona tiene muy difícil el camino par alcanzar al líder, el Real Madrid, cuando solo le restan dos partidos para el final.

El jueves se enfrentará al Osasuna y el domingo ante el Alavés.

El triunfo del Madrid este lunes al Granada, lo pone cuatro puntos arriba del Barça, por lo que el jueves podría anticiparse como campeón de la Liga.