Nota de EU89.7
¿Llevar el celular en el sostén podría provocar cáncer de mama?

Guardar el celular en la bolsa delantera del pantalón también sería riesgoso para los hombres.

Son muchos los mitos que se generan alrededor de las ondas electromagnéticas que emiten los celulares: que producen cáncer, que matan neuronas. Sin embargo, algunos científicos aseguran que si puede causar una enfermedad terminal.

En los últimos años, el rumor de que los celulares pueden favorecer el cáncer de mama ha estado rondando Internet con fuerza. Hasta ahora, aún existe polémica en torno a dicha afirmación. En todo caso, es una buena idea no llevar el celular en el sostén, al menos como prevención.

También puede ver ► #VÍDEO Aerolinea nombra piloto de avión a niño con cáncer para cumplir su sueño

La Sociedad Estadounidense del Cáncer afirma que, como las ondas electromagnéticas de los celulares no son ionizantes, no tienen la energía suficiente como para causar cáncer.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) afirma que no existe conexión entre estas dos variables, aunque falta aún realizar más estudios.

Por un lado, existen quienes afirman que los celulares tienen esa capacidad, dado que funcionan a través de radiofrecuencias. Como señalan determinados médicos, la naturaleza errática de su señal le brinda la capacidad de interrumpir la reparación del ADN.

Disminución de espermas

De acuerdo a los resultados de este estudio de la Universidad Technion, en Haifa, Israel, llevar el teléfono en la bolsa delantera del pantalón hace que la cantidad y calidad del esperma de los hombres disminuya.

Para la profesora de esa casa de estudios, Martha Dirnfeld, esto podría ser causado “por el calentamiento del esperma desde el teléfono y la actividad electromagnética”.

Puede ser de su interés ► Estos son los riesgos para los hombres que no comen suficiente proteína

Por otro lado, los resultados de un análisis sobre 185 estudios relacionados, indicaron que la cantidad de esperma de los hombres había disminuido en los últimos 40 años en países ricos.