Nota de EU89.7
La Unesco y Oacnudh condenan asesinato de dos periodistas en el suroccidente

El Estado de Guatemala se comprometió en Ginebra, en el último Examen Periódico Universal, en 2012, a adoptar este mecanismo de protección para los periodistas, pero no ha cumplido.

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) y la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos (Oacnudh) condenaron hoy el asesinato de dos periodistas en el suroeste.

“Nos unimos al dolor de sus familias, de sus comunidades, del gremio periodístico y de la sociedad guatemalteca en general”, dijeron ambas entidades al expresar su pesar por el homicidio de Laurent Angel Castillo Cifuentes, corresponsal de Nuestro Diario, y de Luis Alfredo De León Miranda, trabajador de la radio Coaltepec.

Los cuerpos sin vida de los dos comunicadores fueron localizados el jueves en un cañaveral atados de pies y manos.

Muestran su preocupación por la libertad de expresión

Ante este crimen, que también fue condenado por la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH), la representante de la Oacnudh para Guatemala, Liliana Valiña, y el representante de la Unesco en el país, Julio Carranza, mostraron su preocupación por la situación de la libertad de expresión y de la seguridad de los periodistas.

“La democracia de un país se mide también a partir del espacio existente para ejercer un periodismo libre e independiente, así como de la garantía de protección para las y los periodistas”, añadieron ambos funcionarios, que mostraron su confianza en que las investigaciones puedan esclarecer “prontamente” estos hechos.

Las dos entidades de la ONU se sumaron también al deseo de la Procuraduría de que Guatemala implemente en el corto plazo un programa de protección a periodistas, un “compromiso adquirido”.

Gobierno se comprometió

El Estado de Guatemala se comprometió en Ginebra, en el último Examen Periódico Universal (EPU), en el que participó en 2012, a adoptar este mecanismo de protección para los periodistas, atendiendo a la recomendación del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas y a las sugerencias que en dicha ocasión formularon varios Estados, pero no ha cumplido.

Según la Asociación de Periodistas de Guatemala, el año pasado 11 comunicadores fueron asesinados y 36 perdieron la vida en forma violenta desde el año 2000.